Alex Saab Moran, un aliado cercano del presidente Nicolás Maduro, se declarará inocente de los cargos de lavado de dinero cuando sea procesado el lunes en Estados Unidos, dijo a Reuters su abogado Henry Bell.

El enviado especial de Venezuela y presunto testaferro de Maduro, de 49 años de edad, se encuentra vinculado con delitos de lavado de dinero y de dirigir una vasta red que explotaba un sistema de subsidios alimentarios en Venezuela, junto a su socio Álvaro Pulido.

Según Washington, transfirieron unos 350 millones de dólares fuera de Venezuela a cuentas que controlaban en Estados Unidos y otros países. Corren el riesgo de ser condenados a 20 años de prisión.

No obstante, Saab aseguró que no colaborará con la justicia estadounidense, según una carta leída el domingo más temprano por su esposa en una concentración en su apoyo en Caracas.

No tengo nada que colaborar con Estados Unidos, no he cometido ningún delito», dice el documento leído por Camilla Fabri, esposa de Saab.

Venezuela tildó el procedimiento como un «secuestro» de su «embajador», pues Saab, que es colombiano, recibió la nacionalidad venezolana y un título diplomático mientras estaba preso en el país africano.

Alex Saab fue acusado en julio de 2019 en Miami por lavado de dinero y arrestado en junio de 2020 durante una escala de avión en Cabo Verde, costa noroeste de África.

Ver Fuente: Excelsior